Menu

Unesco declara Patrimonio de la Humanidad a Danza de las Tijeras

La danza de las tijeras del Perú ha sido incluída hoy por el comité intergubernamental de la Unesco en su Lista del Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, durante la reunión que se llevó a cabo en la ciudad de Nairobi, Kenya.

cabe anotar que el expediente fue postulado junto por el Perú (otrora Instituto Nacional de Cultura) tras un trabajo con la Asociación de Danzantes de Tijeras y Músicos del Perú (que representa a Ayacucho y Apurímac) y la Asociación Folclórica de Danzantes Tijera y Músicos de Huancavelica.

La danza de las tijeras, danzaq o danza de gala es una danza mestiza originaria de la región de Ayacucho, en el Perú, cuyo marco musical es provisto por violín y arpa, y que posteriormente fue difundida a las regiones de Huancavelica y Apurímac.

Aunque no existe información definitiva sobre su origen, especialistas como la antropóloga Lucy Núñez Rebaza y el profesor Antonio Salvador Villegas Falcón, reconocen una simiente en la tradición prehispánica, dentro de las fiestas de cosecha y labranza.

 Indómitos y guerreros como eran, los chancas no solo repelieron en algún momento la expansión Inca, sino que su descendencia también se rebelaría ante el yugo español, cuando, en pleno siglo XVI, el movimiento Taqui Oncoy se enfrentó a la Corona.

Otra referencia sobre su origen es que Los Tusuq, Layjas, antecesores de los danzantes de tijeras, eran considerados sacerdotes, adivinos, brujos y curanderos, los cuales eran muy respetados por el pueblo. Al llegar los españoles a desterrar las ancestrales costumbres agrícolas para establecer la mita minera, fueron también los principales perseguidos, puesto que se resistian a abandonar sus tradiciones ancestrales.

 Llamados entonces “Supaypa Wawan” que significa “Hijo del Diablo” se refugiaron en las alturas más inhóspitas y como los españoles no lograron borrar la cosmovisión y mitología Andina aceptaron integrarlos a su sociedad con la condición de danzar en honor al Dios occidental, es decir que participaran en los rituales de la Religión Católica con el cual someterían a los pueblos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *